Buresinnova » Muros vegetales modulares

Desarrollamos proyectos que incorporan la vegetación en la arquitectura. Mejoramos la calidad de vida en nuestras ciudades.

Buresinnova - Muros Vegetales Modulares

Buresinnova ha patentado este nuevo sistema para la construcción de paredes vegetales.

MURO VEGETAL MODULAR BURESINNOVA

Patent pending P200901772

Nuevo sistema de cultivo para la construcción de paredes vegetales desarrollado en el marco de un convenio de colaboración con la Universidad de Almería. Se trata de unidades de cultivo constituidas en un sistema cerrado que recuperan y reutilizan los drenajes sobrantes evitando los vertidos sobre el medio y emplean energías renovables y materiales reciclados y reciclables para su construcción. Este desarrollo utiliza las técnicas de la hidroponía y del cultivo sin suelo y las aplica en la jardinería de las edificaciones.

Cada muro vegetal BURESINNOVA es único y es una ventana abierta a un paisaje en una nueva dimensión

DESCRIPCION DEL SISTEMA

El Muro Vegetal Buresinnova incorpora los desarrollos realizados por el equipo técnico en su larga trayectoria profesional en cultivo hidropónico, fertirriego, XEROJARDINERÍA, física de sustratos y en modelos matemáticos.

El sistema se basa en módulos de polietileno reciclado resistente a la radiación UV de 600 mm de ancho por 400 mm de alto y 80 mm de espesor. No contienen ningún material de PVC por lo que son aptos para construcción sostenible y proporcionan una reserva hídrica suficiente para minimizar riesgos de falta de agua. Contienen un sustrato completamente procedente de reciclaje.

Los módulos, herméticamente cerrados, tienen en su parte superior entradas de gotero y en su parte inferior salidas de drenaje. Cada unidad puede regarse individualmente o mediante un circuito que conecte todos los módulos desde una red general de riego y a una salida general de drenaje. Esta posibilidad permite poner plantas de elevadas necesidades hídricas al lado de especies de escaso consumo de agua, aumentando las posibilidades en el diseño de los muros vegetales. La salida de la tubería de drenaje se incorpora a su vez al tanque de riego tras un sistema de filtrado con lo cual se recupera toda el agua sobrante.

Al ser estancos, no se pierde agua por la parte interior de la cubierta vegetal, con lo que no es necesario impermeabilizar la pared. Del mismo modo al tener una cobertura del 100 por 100 no hace falta revocar la pared puesto que la estructura se puede anclar directamente, abaratando de este modo la obra.

Cada unidad tiene ganchos de polietileno reciclado que se ajustan a la estructura de soporte. La estructura de soporte consiste en tubos de acero inoxidable sobre los que se cuelgan los módulos ajustando los ganchos de modo que no pueden extraerse perpendicularmente a la pared, lo que evita actos vandálicos de robo.

El sistema de riego responde a las técnicas de fertirriego, en el cual mediante goteros autocompensantes se distribuye la solución nutritiva, de modo que mediante el ajuste de la solución nutritiva se puede controlar el crecimiento vegetal, disminuyendo las necesidades de agua de riego. Para el control de la vegetación se utilizan técnicas de XEROJARDINERÍA, que permiten la gestión del mantenimiento optimizando el consumo de agua, así como técnicas de mejora de la eficiencia de la fertirrigación.

La distribución de especies vegetales se realiza mediante simulaciones que permiten reproducir distribuciones naturales adaptándose a las condiciones ecofisiológicas concretas que imperan en el lugar de ubicación del muro. A través de un programa informático se obtienen simulaciones de la distribución de las plantas y sus efectos sobre los espacios concretos donde se van a instalar, con el fin de ofrecer a los clientes diferentes opciones de diseño de muros.

La posibilidad de incorporar placas solares integradas en la estructura del muro permite el funcionamiento autónomo del sistema. También existe la posibilidad de controlar la programación de riego a través de un sistema WI-FI, desde la oficina del responsable de mantenimiento. Todo ello contribuye a una mejora en la gestión del mantenimiento de la instalación.

Ventajas del Muro Vegetal modular Buresinnova:
  • Cada módulo recibe la misma cantidad de agua, por lo que no se establece gradiente hídrico ni hay excesos o déficits de humedad.
  • Evitan los vertidos sobre el medio natural. Recirculan el agua, ahorrando este recurso.
  • Al contener sustrato, retienen el agua suficiente, por lo que tienen una autonomía de casi una semana en casos de cortes de suministro eléctrico o hídrico.
  • Uso de plantas autóctonas. Incorpora especies autóctonas adaptadas al clima y microclima del lugar, puesto que el riego puede ser personalizado puede haber plantas de muy bajo consumo de agua, utiliza técnicas de XEROJARDINERÍA.
  • No cae agua, por lo que no hace falta impermeabilizar la pared.
  • El agua no sale del sistema, no ensucia ni moja el suelo.
  • Construidos con materiales reciclados y reciclables. Los módulos están hechos de polietileno reciclado y reciclable apto para construcción sostenible.
  • Cada módulo, al regarse de modo independiente puede recibir el agua que necesita, por lo que pueden coexistir plantas de muy bajo consumo de agua con plantas de elevado consumo.
  • Uso de energías alternativas. Se utilizan energía alternativas (fotovoltaica) para alimentar el sistema eléctrico.
  • Tiene sistema de alarma que avisa vía telefonía móvil (SMS) de fallos en el sistema de riego (pérdida de presión, cortes de suministro).
  • Pueden separarse de la pared, albergando en su interior por ejemplo tuberías de calefacción y aire acondicionado mejorando la estética de los edificios.
  • Uso de sustratos reciclados. Contiene un sustrato 100 % orgánico y procedente de reciclaje.
  • Se suministra pre-plantado, por lo que el efecto estético es inmediato al quedar totalmente cubiertos de plantas.
  • Los módulos tienen acabados que ofrecen un efecto estético permanente agradable, al ser de color negro no destacan frente a la vegetación.
  • Instalación limpia y rápida.
  • La estructura está realizada con acero inoxidable, que tiene la máxima durabilidad.
  • Los módulos están hechos de Polietileno, que no se degrada con la humedad ni con soluciones nutritivas ácidas.
  • Los módulos disponen de un sistema de anclaje antivandálico.
  • Control biológico de plagas, enfermedades y nutrición. Reducción uso de productos químicos y fitosanitarios.
  • Eficiencia energética.
  • Protegen, impermeabilizan y aislan térmicamente y acústicamente.
  • Aumentan la eficiencia energética del edificio.
  • Contribuyen a compensar las emisiones de CO2 del edificio.